miércoles, 29 de julio de 2015

Both Souls

Algo así como verano,
brisa renovadora, así fue.
Sentada viendo la luna crecer, cada vez me hacia mas pequeña al ver como lucia blanca, en soledad.
Ya era bastante tarde, y otras almas también eran esclavas de ella y alguna que otra estrella,
 y así nos hicimos compañía dos desconocidas.
Sonaban grillos de fondo, y recuerdo nuestro asiento como un tipo de piedra. Sin apenas entablar conversación
Una frente a otra, brillaban sus pupilas y es que era verme reflejada en ellas.
Con tan escasa luz, de noche  nos vimos en igualdad de condiciones. Pese a que no era  así..
Aun así, pasaban los minutos,  como si supiera lo que  pensaba, tanto que sentía su cercanía deslizando su mano sobre mis mejillas.
Y entre escusas nos acercamos,
 a escasos centímetros de mi, sonrió mirándome descaradamente, y sin quererlo me sonrojé, nunca nadie me hizo sentir tanta vergüenza y deseo a la vez.
Segundos después, se decidió a inclinarse hacia mi, y sentí el verano en sus labios, e invierno en sus manos, completa plenitud entre sus brazos cálidos.
Todo era perfecto, hasta reconocer que era todo un sueño.



No hay comentarios:

Publicar un comentario